Almacenes de arte, negocio en alza

El mercado del arte necesita cada vez más depósitos que permitan tener las obras en tránsito, que ofrezcan buenas condiciones de almacenaje con la calidad de un museo, y ser transportadas en excelentes condiciones hasta el momento en el que salgan a la venta.

Debido a esto, Suiza se ha especializado en estos depósitos y dispone de más de una docena que están libres de impuestos. Asimismo, es frecuente que las obras que se guardan en estos recintos participen en exposiciones para que progresivamente incrementen su valor.

Ocurre que desde el estallido de la crisis a nivel mundial, son muchos los inversores que pretenden diversificar sus bolsas de valores y adquieren fondos en forma de arte ya que se ha convertido en un valor seguro, aunque no convivan directamente con estos activos. Sin embargo, estas obras sí necesitan un lugar seguro de almacenamiento, y por supuesto se prefieren zonas libres de impuestos, ya que las piezas pueden cambiar de dueño varias veces sin que hayan salido de estos depósitos.

Se prevé que entre 2013 y 2014 entren en funcionamiento nuevas instalaciones de estas características, en Ginebra y Luxemburgo para cubrir la creciente demanda que afecta sobre todo al arte contemporáneo. Para le mercado asiático, en crecimiento constante, se abrió en 2010 un depósito de grandes dimensiones en Singapur.

Fuente