Condena por falsificaciones

Vela Zanetti ha sido uno de los pintores más copiados en las últimas décadas . Los herederos de cuadros están sacando a la luz un buen número de obras que no son auténticas, especialmente de la época de los años setenta y ochenta. Cuando el artista burgalés comenzó a ser reconocido y a vender su obra se realizaron muchas de estas copias, a menudo de más que dudosa calidad, porque «todo lo de Vela se vendía». No contaba entonces con una Fundación que pudiera garantizar la autoría de las obras.

En los últimos años buena parte de las copias de Vela Zanetti que se identificaron, por parte de la Fundación o de la Policía del Patrimonio, procedían de la trama montada en Aranda de Duero por el galerista Ignacio García Ortega.

La Audiencia Provincial de Madrid ha condenado al empresario Ignacio García Ortega, como responsable de un delito continuado de estafa y otro contra la propiedad intelectual, con el agravante de reincidencia.

Además, la Audiencia ha acordado la destrucción de las obras falsas intervenidas y la inutilización de las obras transmitidas a dos personas (deberá tacharse la firma en cada uno de los cuadros).

También se acuerda el cierre temporal de la galería de arte Fernán González, regentada por el acusado, por un período de dos años. En concepto de indemnización Ignacio García Ortega deberá abonar 96.161 euros más intereses a Daniel de las Heras y María José González Moreno y otros 54.091 a José Marcos Picón Martín. A los herederos de Vela Zanetti tendrá que pagarles 300.000 euros.

Fuente